Construcción en seco

La construcción en seco es una técnica muy utilizada en otros países como Estados Unidos, Japón, Australia etc. que permite la realización de cualquier obra de una forma  rápida y económica.

Esta técnica constructiva tiene por objeto la sustitución de materiales tales como hormigón, cemento, morteros, yesos, mampostería etc. por elementos secos o prefabricados. Con la construcción en seco lo que se consigue es la reducción del tiempo de ejecución de cada tarea, lo que conlleva aparejado una disminución del costo de la obra pudiendo llevarse a cabo la ejecución de una vivienda en tan solo unas semanas.

Dentro de la construcción en seco existe una gran variedad de elementos constructivos como son la perfilería metálica, paneles prefabricados, placas de yeso, estructuras ligeras en acero galvanizado, placas de hormigón, etc.

Como principales ventajas de la construcción en seco podemos destacar las siguientes:

  • Bajo costo como consecuencia de la reducción en los plazos de ejecución.
  • Disminución de los residuos, ya que reduce al máximo la existencia de desperdicios generados.
  • Seguridad en obra: reduce los riesgos por su facilidad en el acopio y manipulación de los materiales.
  • Ahorro energético: permite un mayor confort térmico y acústico y una mejora considerable de la calidad de vida.
  • Mayor flexibilidad y creatividad en el diseño.
  • Reducción de las cargas en los forjados.
  • Alta resistencia al fuego.
  • Facilidad de ejecución de instalaciones.
  • Mayor calidad de las terminaciones  lo que le otorga una mayor resistencia y durabilidad.

Desde Neogeo Opera creemos en esta técnica constructiva como apuesta de futuro para dinamizar el tan maltrecho sector de la construcción.